Bitcoin, la criptodivisa que rompió con todos los pronósticos